Mil niñas llegan embarazadas a las escuelas en Uganda

Mil niñas regresaron embarazadas a clases después del confinamiento por la pandemia de COVID-19 en Uganda.

Después de casi 12 meses en confinamiento, este 1 de marzo millones de niños y niñas regresaron a la escuela después del confinamiento para evitar la propagación del Coronavirus.

Lo que impresionó y causó descontento en la sociedad fue que mil niñas regresaron a la escuela embarazadas.

Este fenómeno se debe a la violencia sexual, abusos, violaciones, vejaciones y agresiones sexuales que viven las niñas en ese país.

En Uganda, las niñas todavía son víctimas de arreglos sexuales y acuerdos de compra venta por parte de sus padres varones.

Las autoridades sanitarias de Uganda explican que el confinamiento provocó que las niñas pasaran tiempo encerradas con sus agresores, principalmente familiares, quienes abusaron de ellas.

Según las autoridades de Uganda, los principales agresores son

  • padres,
  • tíos,
  • hermanos,
  • empleadores domésticos.

“Los meses de encierro afectaron la vida de al menos mil niñas que sufrieron distintos tipos de violencia durante la pandemia, incluyendo violencia sexual que llevó a embarazos no deseados, después de ser víctimas de arreglos sexuales a cambio de dinero”, explicaron medios de comunicación de Uganda.

Para comentar selecciona la opción de Facebook