La muerte les llegó a tres mil personas esperando su pensión

Entre siete y ocho años en espera de ser tramitadas o aprobadas tenían miles de solicitudes de pensiones acumuladas en el recién disuelto Instituto Domini­cano de Seguros Sociales (IDSS).

De ahí que no era ra­ro encontrarse en la sede de esa institución con de­cenas de personas, sobre todo envejecientes, bus­cando respuesta a su de­manda, algunos de los cuales fallecieron antes de recibirlas.

Los expedientes empe­zarán a ser trabajados por la Dirección General de Jubilaciones y Pensiones a Cargo del Estado (DGJP), que fue la entidad que asu­mió la gerencia de Pensio­nes del IDSS a raíz de la implementación de la Ley 397-19 que disolvió a esa institución.

DGJP trabaja 31,375

expedientes

Al dar detalles del proce­so puesto en marcha para dar salida a esas solicitu­des, en declaraciones escri­tas la DGJP explicó que se trata de 31,375 solicitudes de pensiones, de las cuales 2,500 se mantenían en pro­ceso por falta de algún do­cumento, mientras que los solicitantes de 3,045 falle­cieron sin que fueran re­sueltos sus casos, ya que ese tipo de pensión del IDSS no tiene la opción de la sobrevivencia.

El director general del or­ganismo estatal, Juan Rosa, informó que inició esta se­mana un proceso que dará salida a unas 31, 375 solici­tudes de pensiones del anti­guo IDSS y que el operativo tendrá una duración de dos meses en los cuales se co­menzará a trabajar con las solicitudes realizadas duran­te los años 2012 y 2013.

Explicó que ese trabajo de levantamiento que tie­ne un atraso desde el año 2012 y que forma parte de una primera acción de otras que serán tomadas en cuenta para el próximo año 2021. En el mismo, di­jo, trabajan para su segui­miento unos 50 servidores públicos de Jubilaciones y Pensiones y 131 empleados del IDSS.

Entre los documentos fal­tantes en las solicitudes, de­talló, se encuentran copia de cédula de identidad, ac­ta de nacimiento legaliza­da, fotos, certificación de la Junta Central Electoral, acta de matrimonio, certificación de la empresa donde laboró y permiso de regularización.

400 cotizaciones

Rosa explicó que en dicho proceso se compilarán las cotizaciones de las solicitu­des pendientes, con el obje­tivo de tramitar y comenzar a pagar aquellas que com­pleten las 400 cotizaciones requeridas para la obtención de su pensión.

Hasta el año pasado, la mayoría de las pensiones otorgadas a través del IDSS rondaban los 5,000 pesos,  pero el Gobierno pasado le incrementó 3,000 pesos, ele­vándose a 8,000 pesos. Ac­tualmente los montos ron­dan entre 8,000 y 10,000 pesos, cifras que de acuerdo a los que la reciben es insufi­ciente para cubrir incluso sus gastos en medicamentos.

400 cotizaciones

Rosa explicó que en dicho proceso se compilarán las cotizaciones de las solicitu­des pendientes, con el obje­tivo de tramitar y comenzar a pagar aquellas que com­pleten las 400 cotizaciones requeridas para la obtención de su pensión.

Hasta el año pasado, la mayoría de las pensiones otorgadas a través del IDSS rondaban los 5,000 pesos,  pero el Gobierno pasado le incrementó 3,000 pesos, ele­vándose a 8,000 pesos. Ac­tualmente los montos ron­dan entre 8,000 y 10,000 pesos, cifras que de acuerdo a los que la reciben es insufi­ciente para cubrir incluso sus gastos en medicamentos.

Disolución

Cabe destacar que la disolu­ción en septiembre de 2019 del IDSS ha puesto en apu­ros a más de 2,600 trabaja­dores del nivel superior o administrativo de la institu­ción, ya que, pese a la pro­mesa de que no perderían sus empleos, hasta la fecha en ninguna institución en las que han sido reubicados los quiere recibir.

Eso tiene en vilo a trabajadores de las diver­sas áreas de la popular­mente conocida “Caja del Seguro Social” muchos de ellos con 20 y hasta 30 años de servicios, a quienes al momento de la disolución del IDSS, las pa­sadas autoridades habían prometido que nadie per­dería sus empleos y dere­chos laborales adquiridos, ya que serían reubicados a otras dependencias de la administración pública.

Entre las instituciones en que fueron traslados los servidores se encuentran la CDEEE, Migración, Super­intedencia de Bancos, In­dotel, Tesorería Nacional, Autoridad Portuaria, Ciu­dad Sanitaria Luis Eduardo Aybar, entre otras, pero cuando llegan allí no se les quiere recibir.

Publicado por: Listín Diario

Para comentar selecciona la opción de Facebook